Bienvenido a Radio Santo Domingo | |

Radio RSD Chimbote

VIDEO. Exintegrante del MRTA trabaja en despacho de congresista Foronda

Parlamentaria dice que revelación es una campaña en contra del Frente Amplio, la izquierda peruana y ella misma

La congresista ancashina María Elena Foronda Farro contrató a una exintegrante del Movimiento Revolucionario Túpac Amaru (MRTA) como asistente y personal de confianza para su despacho en el Congreso de la República.

Ella es Nancy Esperanza Madrid Bonilla, condenada a 18 años de cárcel por terrorismo, pena que cumplió hasta el 2007. Ella labora en el parlamento desde el 27 de julio del 2016. Previamente trabajó como maestra en un centro de estudios de Lima.

Este caso fue puesto en evidencia anoche por el programa “Panorama”. Madrid Bonilla era integrante de la Cúpula del MRTA y reconoció en juicio haber alquilado una casa que sirvió como una de las “cárceles del pueblo”, lugares donde los terroristas mantenían en crueles condiciones a empresarios secuestrados para extorsionar a sus familiares.

Esta trabajadora del Congreso no tiene estudios concluidos. Cursó estudios generales de letras en la Universidad La Católica y tiene conocimientos básicos de computación, internet, base de datos y programación.

Madrid Bonilla fue condenada también al pago de una reparación civil de 10 mil soles al Estado. No lo pagó, entonces en el 2016 le embargaron sus bienes y se le cobró el íntegro de la reparación; sin embargo por los años que no pagó se habría generado intereses, aunque aún no existe liquidación del Poder Judicial.

Esta exemerretista tiene como esposo a Edgar Enrique Chahua Damián, también sentenciado a 18 años por terrorismo, quien ya cumplió su pena pero no ha pagado la reparación civil al Estado.

“No voy a contestarle, porque no creo que es manera correcta de pedir (una entrevista)”, respondió la congresista Foronda, al ser abordaba por la periodista de “Panorama, Karina Novoa”.

FORONDA SE DEFIENDE

Esta mañana, acompañada de sus colegas de bancada, María Elena Foronda arremetió contra los autores del reportaje y, sin ahondar en el fondo de el asunto, que es por qué contrató a una exterrorista, señaló que esta revelación es una campaña en contra el Frente Amplio, la izquierda peruana y contra su persona.

Ante la instencia por la prensa, dijo que en la sentencia de Madrid dice que fue condenada “por asociación” a una organización terrorista, y que la contrató porque ya había cumplido su pena.

“¿Que fue un error? Tenemos que evaluarlo”, indicó. Foronda también comunicó que Madrid ha dejado de trabajar en su despacho.